Receta de churros caseros con azúcar y canela

¿Quién puede resistirse a unos deliciosos churros caseros recién hechos? En esta receta te enseñamos cómo hacerlos de manera fácil y rápida, con un toque de azúcar y canela para darles ese sabor irresistible. Perfectos para disfrutar en el desayuno, la merienda o como postre, los churros caseros siempre son una buena opción. ¡Sigue los pasos y sorprende a todos con tus habilidades culinarias!

Ingredientes para preparar los churros caseros

  • 1 taza de agua
  • 1/2 taza de harina todo uso
  • 1/4 de taza de mantequilla
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 1 pizca de sal
  • 1 huevo
  • Aceite vegetal para freír
  • Azúcar y canela para espolvorear

Mezcla todos los ingredientes excepto el huevo, el aceite vegetal y el azúcar con canela en una cacerola a fuego medio hasta que estén bien combinados. Agrega el huevo y mezcla bien. Calienta el aceite en una sartén a fuego medio-alto. Coloca la masa en una manga pastelera y forma los churros directamente en el aceite caliente. Fríe hasta que estén dorados y crujientes. Escurre el exceso de aceite y espolvorea con azúcar y canela antes de servir.

Preparación de la masa para los churros

Para preparar la masa de los churros caseros necesitarás los siguientes ingredientes:

  • 1 taza de agua
  • 1/2 taza de harina de trigo
  • 1 pizca de sal
  • 1 cucharada de aceite de oliva

Para empezar, pon el agua a calentar en una olla a fuego medio. Añade la pizca de sal y la cucharada de aceite de oliva.

Cuando el agua empiece a hervir, retira del fuego y añade la harina de trigo de golpe. Remueve rápidamente con una cuchara de madera hasta que se forme una masa homogénea.

Una vez que tengas la masa lista, colócala en una manga pastelera con una boquilla en forma de estrella. Si no tienes una manga pastelera, puedes usar una bolsa de plástico resistente y cortar una esquina para que salga la masa.

Calienta abundante aceite en una sartén a fuego medio-alto. Cuando el aceite esté caliente, forma los churros con la manga pastelera y corta con unas tijeras para que queden del tamaño deseado.

Fríe los churros en el aceite caliente hasta que estén dorados por ambos lados. Retira con una espumadera y coloca sobre papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.

Cómo freír los churros de manera perfecta

Paso 1: Prepara una sartén profunda con aceite vegetal y caliéntala a fuego medio-alto. Para saber si el aceite está lo suficientemente caliente, introduce un trozo de masa en la sartén. Si el aceite empieza a burbujear alrededor del trozo de masa, está listo para freír los churros.

Paso 2: Coloca la masa en una manga pastelera con una boquilla de estrella grande. Presiona la manga pastelera para formar tiras largas de masa en el aceite caliente. Corta las tiras al tamaño deseado con unas tijeras.

Paso 3: Fríe los churros hasta que estén dorados y crujientes por ambos lados. Usa una espumadera para sacar los churros del aceite y colócalos sobre papel absorbente para que se escurra el exceso de aceite.

Paso 4: Mezcla azúcar y canela en un plato. En cuanto los churros estén lo suficientemente fríos para manipularlos, pásalos por la mezcla de azúcar y canela para que queden bien cubiertos.

Decoración final con azúcar y canela para los churros

Una vez que los churros estén fritos y escurridos, es momento de darles ese toque final de sabor y decoración con azúcar y canela. Sigue estos pasos:

  1. Mezcla en un plato hondo 2 cucharadas de azúcar con 1 cucharadita de canela en polvo.
  2. Pasa los churros por la mezcla de azúcar y canela, asegurándote de que queden bien cubiertos por todos lados.
  3. Coloca los churros ya decorados en un plato o bandeja para servir.

Para concluir, preparar churros caseros es más fácil de lo que parece y el resultado es delicioso. Con esta receta podrás sorprender a toda tu familia y amigos con unos churros crujientes por fuera y suaves por dentro, acompañados de una deliciosa mezcla de azúcar y canela. ¡Anímate a cocinar y disfruta de esta delicia típica española en la comodidad de tu hogar!

¡Gracias por leer nuestro artículo y esperamos que lo disfrutes tanto como nosotros disfrutamos escribiéndolo! ¡Hasta la próxima!

Deja un comentario